Nos desplazamos hasta Fuente Obejuna en Córdoba –población famosa por los sucesos históricos del siglo XV que inspiraron la obra teatral Fuenteovejuna escrita por Lope de Vega- para visitar unas nuevas instalaciones para el engorde de pollos caracterizadas por contar con ventilación transversal en la nave, todo un “rara avis” actualmente en el sector avícola.

Estas modernas y eficientes instalaciones han sido desarrolladas y entregadas bajo un proyecto llave en mano desarrollado por Gandaria, Grupo de empresas Silos Córdoba.

La explotación Galas-Caballero está gestionada por Rubén y María Gracia, un joven matrimonio que encontró en la avicultura una manera muy digna y rentable de ganarse la vida en este famoso pueblo cordobés. Mi mujer y yo vimos en el engorde de pollos una forma de ganarnos la vida sin tener que emigrar y salir del pueblo. Además, su familia se dedica al engorde de pollos y nos recomendaron a GANDARIA para este Proyecto.

Cuando la experiencia familiar te ayuda a decidir.

Los hermanos de María Gracia llevan muchos años dedicándose a la avicultura con naves de pollos y junto a ellos se fueron motivando y se incorporaron en el sector.

“Por esta zona el trabajo no abunda y mis cuñados me animaron a empezar en la avicultura. Con su ayuda, junto con el asesoramiento técnico de Gandaria, tenemos una nave muy eficiente y rentable y podemos ganarnos la vida sin salir del pueblo”.

Junto al apoyo familiar y GANDARIA empiezan este nuevo reto con el objetivo de ganarse la vida. Rubén nos cuenta que cuando pensaron seriamente en involucrarse en este proyecto visitó varias granjas antes de decidirse por la empresa instaladora, pero las de GANDARIA le parecían las mejores. Asimismo, sus cuñados no paraban de aconsejarle esta empresa de instalaciones debido a la alta calidad de sus materiales, el acabado en las juntas y el servicio al cliente.

“Desde GANDARIA te hacen sentir que las naves también son suyas, te ayudan, te apoyan y te visitan constantemente para asegurarse que todo funciona convenientemente. Además, por mis cuñados también sé que si si existe algún problema sólo tienes que llamarles y ellos rápidamente te lo solucionan. Es una tranquilidad pensar que el servicio es así cuando inviertes tanto dinero en un proyecto de este tipo”.

El terreno donde han instalado la nave ha sido aportado por los padres de María Gracia y, una vez terminado el trámite burocrático, empezaron a construir, GANDARIA construyó una nave fantástica en menos de tres meses, con unos acabados espectaculares y perfectamente preparada para comenzar a meter pollos.

Rubén nos cuenta que sus cuñados están muy satisfechos con las naves ofrecidas por GANDARIA y que esto inclinó mucho la balanza a la hora de establecer la elección de trabajar con ella. Los acabados, el servicio post-venta, el asesoramiento y la formalidad de sus trabajadores convierten a esta empresa instaladora en la opción elegida por este avicultor para desarrollar su proyecto.

Ventilación transversal, una rara avis en el sector

Cada día encontramos menos naves con ventilación transversal en nuestro sector. Unos creen que se trata de eficiencia y otros que es cuestión de modas, pero la realidad es que la discusión en el sector está en auge.

En esta nueva nave, la empresa instaladora le ofreció varios tipos de ventilación a Rubén, pero éste se decidió por la ventilación transversal.

“En Córdoba, si tienes buen manejo, vigilas a tus animales y te comprometes con tu explotación, la ventilación transversal es muy adecuada”.

Una vez que comienzan el proyecto, desde GANDARIA le ofrecen mucho asesoramiento y se adaptan al proyecto que busca el avicultor. En este caso, querían un porche y un almacén y, tras comentarlo con GANDARIA, no hubo ningún problema en desarrollar el diseño de la nave en función de sus necesidades.

La nave tiene unas dimensiones hábiles de 155m por 15 de ancho. Además, han incorporado doble cuarto técnico con porche, donde uno se utiliza como cuarto técnico en sí y en el otro tienen el depósito de agua, el grupo electrógeno y demás utensilios para el correcto funcionamiento de la nave.

“En estos negocios hay dos cosas que son fundamentales. En primer lugar tenemos las terminaciones, esto vale mucho dinero y poder observarlo todo con unos acabados perfectos es de agradecer. Como segundo punto, la formalidad que te ofrece la empresa. Tener que andar detrás de alguien no es de buen gusto y Vicente Peña de GANDARIA te ofrece mucha formalidad”.

Para la ventilación transversal encontramos en el lateral de la nave 9 ventiladores grandes y 10 pequeños, entrando el aire por la ventanillas laterales y saliendo por el ventilador. Las 123 ventanas en uno de los lados para la entrada del aire son muy resistentes y evitan las turbulencias de aire garantizando la correcta ventilación.

Los ventiladores grandes están cerrados con una compuerta perfectamente estanca y sellada con burlete que impide la transferencia de energía y garantiza el aislamiento y evitan la entrada parasitarias de aire con las ventilaciones mínimas.

Los ventiladores, fabricados por GANDARIA, están hechos con una chapa especial que llevan una aleación de zinc, magnesio y aluminio y son 10 veces más resistentes a la corrosión ambiental que otros ventiladores del mismo estilo. Además, incorporan un motor de eficiencia energética que se adapta a la normativa actual.

Una nave caracterizada por su fabuloso aislamiento térmico

La nave nueva se caracteriza por un aislamiento perfecto, con ausencia de puentes térmicos, siendo estanca en su totalidad.

Los paneles sándwich en las paredes laterales tienen 5mm de espesor y en el tejado encontramos falso techo con paneles sándwich dobles de 30- 30mm que garantizan la correcta estanqueidad de la nave.

  • Este doble aislamiento (30-30), sumado a la cámara de aire, hacen que el calor reinante la mayor parte del tiempo en esta comunidad no afecte al correcto desarrollo de los pollos, alcanzando los mismos el máximo rendimiento que les ofrece su estirpe genética.

Esta disposición de materiales garantiza la eficiencia energética tanto en verano como en invierno, “invertir en una nave correctamente diseñada y aislada trae consigo a corto medio plazo un ahorro energético muy reseñables en los gastos de la explotación”

Desde la empresa instaladora señalan que siempre estudian las condiciones meteorológicas de la localización de la granja para proponerle al avicultor el tipo de aislamiento que sea adecuado.

Los portones son puertas frigoríficas, por lo que la estanqueidad está garantizada con marcos de aluminio y después un panel sándwich frigorífico que impide la creación de puentes térmicos en las puertas.

Cinco engordes ya con excelentes resultados

Rubén y su esposa llevan ya 5 engordes en estas instalaciones y se muestran muy contentos con los resultados, y no pueden decir otra cosa salvo que están muy contentos con las instalaciones ofrecidas por GANDARIA. La nave es estanca y funciona perfectamente todo.

  • Rubén trabaja en integración para SADA y hasta el momento hacen clareos a final del engorde por lo que tienen la nave dividida con una red para separar a los animales.
  • La integradora le hace trabajar bajo unas condiciones de bioseguridad muy altas y en este punto también se encuentra muy contento con el diseño y distribución de la explotación.

“GANDARIA me ha hecho una nave que cumple con los requisitos de bioseguridad que me indica la integradora, además cuando hacemos el vacío sanitario es fácil de limpiar y los materiales son muy resistentes, el diseño de la nave es muy adecuado”.

En la nave encontramos comederos multi-edad que pueden ser utilizados desde el arranque del pollito hasta el final del engorde.

Además, también encontramos tetinas con recogedor con perfil de aluminio.

La elevación de los platos y los bebederos es automática y esto también facilita las operaciones de manejo durante el engorde de los animales y durante el vacío sanitario.

El perfecto control ambiental gestionado por el autómata de control que encontramos en el cuarto técnico con la ayuda de las numerosas sondas distribuidas por la nave, les permite que el estado de la cama sea muy bueno y que con ello no tengas problemas de patas o derivados debido a las camas húmedas.

La iluminación, un plus para el engorde del pollo

La iluminación ha sido estudiada también en esta nave y se ha optado por luz led regulable de 0 a 100lux que no produce ningún tipo de sombra y que ayuda al pollo a ver correctamente la comida.

  • Hay cuatro filas de luces ofreciendo mucha uniformidad en el reparto de luz.

El secreto de una nave de pollos está en la uniformidad, tanto en temperatura como humedad e iluminación, además de contar con comederos y bebederos suficientes para que los animales estén repartidos adecuadamente, pero lo verdaderamente fundamental es llevar a cabo un buen manejo, y en esto mis cuñados y GANDARIA han ayudado mucho.

“Estoy encantado con la nave. No es un trabajo de 8 o 9 horas, sino que requiere mucha constancia, pero estoy muy contento con la decisión que hemos tomado. Esto es rentable si le dedicas tiempo y te comprometes con la explotación.

  • En un futuro próximo queremos ampliar y vamos a volver a contar con GANDARIA. Me he sentido acompañado en todo momento y estoy muy tranquilo.
  • No lo dudo: quiero volver a repetir con ellos, y es que desde GANDARIA lo ven como un proyecto compartido, por lo que no te sientes solo en ningún momento.

Fuente: AviNews

¿Necesita más información?

Pida presupuesto sin compromiso

Казахстан | Silozuri în România

Subscribe To Our Newsletter

Subscribe To Our Newsletter

Join our mailing list to receive the latest news and updates from our team.

Marketing Permissions

You have Successfully Subscribed!

Share This